Microbiografías de adolfo payés ...

Bertolt Brecht

Bertolt Brecht

todos los derechos reservados

Safe Creative #0903290151851

domingo, 26 de julio de 2015

Tenue tentacion de mi existencia











Una brisa tenue acaricio mi rostro
Esta mañana de verano en el exilio
Vertiente de virtudes y defectos

Delineando formas, suave brisa en la poesía

Me vistió de recuerdo en la lucha
Momentos aciagos en la desdicha,
Con los ojos vendados y la capucha
Se convirtieron en mi rostro,
Asfixiando mi existencia, sin gestos en mis labios
Presione mis pupilas
Y me quede en el silencio oscuro de las torturas

Una gota de oxigeno
Hizo temblar mi cuerpo
Escalofrío cortando venas,
Paralizo por momentos mi existencia
Quedé inmuto, minúsculo segundos de la vida
Inerte, vacío, inocuo y moribundo
Mi corazón se esfumo, en la tenebrosa celda de torturas

Una brisa acaricio mi cuerpo esta mañana
Sentí la ausencia placida de mis sueños
Evaporarse, como el aliento frágil de un te amo
En complicidad con la muerte
Y en concordancia con la desdicha, odio

Una brisa acarició mi silencio
Abrace al niño eterno de mi existencia
Lo acomode en mi pecho
Y con un beso en la frente, me dio vida
Como esperando el grito de amor, ternura

Una brisa acaricio mi poesía
Su presencia se transformo en verso
Su sonrisa en verbo
Y la vistió de esperanza, en este amanecer que comienza
Como el resto de los días de mi vida

Sin la brisa placida de tu presencia
Tenue tentación de mi existencia

aapayés

sábado, 25 de julio de 2015

Cuando seas un recuerdo escrito en la poesía






Cuando seas un recuerdo escrito en la poesía
Un suspiro perdido en las noches de invierno
Una sonrisa espontanea en el pensamiento de la vida
Y no persistas como hoy en la memoria
Dilapidare los versos escritos en tu nombre

Cuando encuentres la felicidad 
Y de regocijo estimules tus caprichos
En los andenes del destino,
De la mano cómplice a tus deseos, comprenderás
La alegría de mi ausencia

Cuando llores por tus triunfos, metas
Comprenderás, el dilema de un poema
Una coma, un punto y aparte en la metáfora
Sus puntos y seguidos en la lectura, tiempo

Cuando niegues mi nombre en tus labios
En tus andares sociales de tus manos
En tu cuerpo cicatrizado por otros, besos
Sentirás el vacío de mis pasos
Al lado del que es y será mi costilla, mi rostro
Creciendo en el circulo de tus labores, vivencias

Cuando mires el lienzo de lo nuestro
Acorralado en tu pecho, brazos
Amamantando el amor de lo que fuimos, es
Un anillo en tus manos, sus manos
Un aliento por vivir, viviendo

Creyendo en el amor, entrega
Sin pronunciar mi rostro en tus caricias
Ni tu nombre en mi poesía,
Comprenderemos que fuimos simplemente, un beso
En la discordia compartida,
Un gesto mal parido
En los momentos obtusos del tiempo

aapayés

Un disparo en el corazón de la distancia










Todo esta escrito
Los sentimientos enarbolando vida
La vida pregonando ausencia

El amor
Vacío e inocuo de promesas

Cual tormenta inesperada
Interrumpe anunciando el sol
Y la luna en plena noche estrellada,
Se olvida de lo que fue la noche anterior
En los brazos de las nubes,
Cubriendo su luz en el olvido

Todo esta escrito
En el asfalto de nuestros pasos
Uno a uno desfilando errores,
Manantial de debilidades
Fomentaron el porvenir, capricho de lo que fuimos

Un agujero en el horizonte
Un abismo en el alma
Un disparo en el corazón de la distancia
Un gesto inesperado de desprecio,
Y el amor vapuleado por la incomprensión del placer
Obtuso y putrefacto aliento a licor y tabaco
En las pestañas de la noche

Todo esta escrito en tus labios
En tu cuerpo hambriento de fruición,
Huérfana de un beso
De una caricia, de un te amo inmaculado
Con la complicidad de la noche, que fue

Imprescindible
Anhelo de la vida, fruto

Todo estaba escrito, génesis
Todo se cumplió en el laberinto del destino
Maniatados al odio melancólico,
En el amor

Un adiós, silencio
Una palabra escrita, sin plasmar el momento
Que apenas comienza con un beso

aapayés

miércoles, 22 de julio de 2015

Grito ausente en el purgatorio de Alighieri







 
- Soberanía
uno, dos, tres

- Tentaciones
Bajo el asfalto de tus pezones
Bajo los colores de tus ojos
Y en el triangulo obtuso de tus miserias

- Pincel
Manos delineando pasiones
Lengua saboreando licores
Grito ausente en el purgatorio de Alighieri
Infierno fiel a tus pecados

- Poeta
Abandonando los versos cultos en el silencio de mi soledad
Que carcome los lirios y delirios
De la ciudadana en mención
Honorifica y ejemplar poesía en el camino del olvido

Soberanía tentación de mis pinceles
Coloreando versos
Del poeta exiliado en el interior de sus errores
Sacrificado por el delito poético de la independencia

- Autodeterminación

aapayés 

lunes, 20 de julio de 2015

Dibujando espermas en el vientre de tu ausencia












Llueve silencio esta noche, truenos
Las piedras en el camino están llorando
Sigo avanzando en mi destino,
No siento tristeza, ni nostalgia
En las esquinas de mis pensamientos

¿Te acuerdas? cuando bajábamos las estrellas
Y las teñíamos de utopías
Más nos acercábamos, más distantes estábamos
Iluminamos la vida con ellas
Su brillo alcanzó, a penas el cuarto de tu casa
Y se quedó allí su resplandor

Ya pasó la tormenta
Me acaricia el beso del olvido
Lo saboreo y me agrada la distancia de tus labios
De tu cuerpo, frágil
El deseo es fiel a sus tentaciones
Y el placer a sus debilidades

No me queda nada de ti
Mucho menos tengo algo de mi

Siento el camino como ayer
Como siempre
Dibujando espermas en el vientre de tu ausencia

El día que te encontré
Quedó en el vacío
Como esperando diciembre, grito, llanto

Se marchó
Dejó de palpitar el verso
Y los poemas se tiñeron de amor, esperando

Un abrazo sin razón
Una caricia con temor y la entrega con placer

Se marchó
Dejé de sentir las caricias de la noche, estrellas
Opacas el verbo

aapayés
 

domingo, 5 de julio de 2015

Cronopia cielo de mis locuras













He decidido escribir sobre ti
Cronopia imaginaria de mis versículos
De mis capítulos,
Que en un margen de espacio y tiempo
Conquistaste el universo colmandolo de poesía
Cronopia mía

Utopía danzante de mis emociones
De mis múltiples orgasmos literarios
Tertulia parabólica de mis tentaciones

Cronopia iluminando el cielo de mis locuras
Al compás de los besos locuaces de tus secretos

Ah Cronopia mía
Si solo pudiera estar en tu mundo
Lleno de inquietudes literarias y caprichos de tus andares
Llevame contigo, quedate conmigo
Y dibujemos las imágenes mas bellas de tu mundo
Cronopia

No puedo dejar de ser tu
No puedo dejar de ser yo
No puedo dejar de ser él
No puedo dejar de ser Cronopio imaginario del destino,
Laberinto

Si solo pudiéramos alcanzar el universo Cronopio
Para plasmar poemas sin rimas
Dibujos sin lineas,
Danzas sin ritmo y  canciones sin armonía

Encontraríamos ese mundo de dementes
De bellísimos sentimientos
Llenos de amor por la vida, por él
Cronopia, Cronopia, Cronopia...
Cronopia capitulo suspendido en ti

aapayés

sábado, 4 de julio de 2015

Vi parir los versos mas hermosos de tu vientre












Me dejé llevar por las tentaciones de tu cuerpo
Del placer compartido en el tiempo,
Me doblegué a tu destino
Cual imperio conquistado, a medias
A medias el amor temprano
A medias el beso tardío
A medias las caricias compartidas
A medias las tentaciones del silencio

Me dejé llevar por la pasión de tus letras
Por el compromiso adquirido a medias 
Por la secuencia imperial de tu  nombre
Que enarbolaba mis caprichos escritos por tu vientre
No dejo de creer en ti
No dejo de pensar en ti
No dejo de amarte a ti
No dejo de vivir sin ti

Me dejé llevar por la noche
Por el frio temprano de primavera
Por los besos escritos en detalle, en mi labios
Anoche soñé la vida
Soñé sus gritos de amor eterno
Soñé con sus dibujos
Soñé de la mano caminando al ritmo de sus pasos diminutos
Soñé contigo

Me dejé llevar,
Qué de mis manos se esfumo
Cuál viento fugaz del destino ajusticiado
Se eleva en su vuelo,
Mariposa buscando sus pasiones
La vi partir,
Te vi llegar
Te vi sonreír
Te vi llorar
Vi parir los versos mas hermosos de tu vientre
Te vi gritar su nombre tierno, mi nombre
Te vi de mil maneras,
Que encarcelo en mi silencio para siempre, tus vivencias

Me dejé llevar por los versos, por la poesía
Me dejé llevar por ti, sin mi y sin nada

aapayés